martes, 30 de noviembre de 2010

Ante el mundo hay sólo dos actitudes: MIEDO o AMOR


Entrevista a Elsa Punset

Soy hija del ´baby boom´ de los 60. Nací en Londres, me crié en EE. UU.,Haití, Madrid... y vivo en Londres. Tengo dos hijas pequeñas. Máster en Humanidades por Oxford, me dedico a la pedagogía de la gestión emocional. Soy adogmática. Me permito sentir el misterio ...

¿Vivió en Haiti?

Siendo niña, sí. Por eso sé que en Europa vivimos de espaldas a los riesgos que allí amenazan las vidas: allí viven intensamente, aquí vivimos anestesiados.

Pues bendita anestesia

Pero pagamos un precio: aquí la vida no late. Y, aburridos, llegamos a deprimirnos. Y nos afanamos en distraernos.

¿Y qué propone?

Adiestrémonos en gestión emocional. La ciencia demuestra que todo - hasta un pensamiento-arranca de una emoción: ¡somos animales más emocionales que racionales!

Pobre Descartes, qué viejo se queda...

Sí,pero ¡en las escuelas todavía no enseñamos a nuestros niños a gestionar sus emociones! ¡Qué atraso!: hacerlo reportaría fabulosas bendiciones para ellos y la humanidad.

¿Se puede enseñar a sentir?

Nos enseñan a desconfiar, recelar, sospechar, despreciar, odiar... ¡Que nos enseñen a amar! Nos enseñan que el mundo es peligroso, pudiendo enseñarnos que es fabuloso.

¿Lo es?

Hay sólo dos modos de relacionarse con el mundo: desde el miedo o desde el amor. Sentir curiosidad por el mundo es amarlo, es lo mismo. ¡Es lo que sienten los niños pequeños!

Esa inocencia radical, ese amor, curiosidad... es lo que luego nos enseñan a perder.

¿Por qué hacemos eso?

La educación aún premia las emociones defensivas ante el mundo, en lugar de premiar las emociones amorosas hacia el mundo.

Será por algo, ¿no?

Porque seguimos anclados en lo que hace 100.000 años resultó útil para sobrevivir en entornos cuajados de peligros: herramientas - miedo,angustia, tristeza, ira...-que hoy quedan anticuadas y son ya un lastre.

¿Recibió usted de sus padres la educación correcta?

Me dieron las dos cosas que hoy se sabe que son los dos puntales de la felicidad.

¡Dígamelas, por favor!

Una: afecto.
Dos: sentido de control sobre tu vida.

Explíqueme esto.

Recibir afecto en la infancia infunde confianza y seguridad ante el mundo.Estudios sobre resiliencia - capacidad para remontar tremendos reveses-demuestran que niños tratados horriblemente que se agarraron a una mirada amorosa... pudieron remontar.

Puntal uno: amor. Puntal dos…

Soberanía sobre tu vida. Mis padres jamás hablaron de "la suerte", sólo de cómo actuar: eso te enseña a ser el piloto de tu vida.

¿Qué emociones premia usted al educar a sus hijas?

Las ayudo a identificar cada una de sus emociones: así entienden qué está pasándoles.

¿Hay emociones positivas y negativas?

No. Hay emociones útiles e inútiles. Si un día están tristes, las entreno a no temer a la tristeza y a saber qué está mostrándoles.

¿Y qué muestra la tristeza?

El temor por una pérdida: por una ausencia, una carencia, porque algo termina... Si comprendes eso, ¡lo llevas mejor! Si no, esa tristeza puede agobiarte, angustiarte... y hasta llevarte a medicarte sin necesidad.

Eso se hace mucho por aquí

Porque no escuchamos lo bastante las voces de nuestras emociones. Habitúate a escucharlas y entenderás tus pasiones. Y una vida con pasión y sentido es más feliz.

¿Cómo puedo descubrir mi sentido?

Al levantarte, cuestiónate: "¿Qué me hace hoy levantarme?". El psicólogo Viktor Frankl lo planteó más crudamente: "¿Qué impide que hoy me suicide?". Lo que se esconde tras la respuesta es tu sentido.

¿Y luego?


Aliméntalo. De lo contrario, podrías matarlo de hambre. Hazte regalos emocionales.Quizá sea apuntarte a una clase de baile... ¡Siembra tu vida de pequeños cambios!

¿Eso me hará más feliz?


Conozco un estudio hecho sobre 5.000 personas: un 10% declararon ser felices.Pues bien, se observó que esas 500 personas habían seguido un patrón común...

¿Cuál? Cuente

Se habían marcado una meta. La habían puesto por escrito (o se la habían contado a conocidos), en una especie de compromiso público. Habían establecido metas volantes, etapas menores en el camino hacia su gran objetivo. Y cada vez que alcanzaban una meta volante, se gratificaban con algo.

Tomo nota

Un amigo mío indio me dijo: "A vosotros os entierran a los 80 años, pero os morís a los 20". Me hizo pensar... Hoy sabemos que nuestro cerebro es muy plástico: ¡podemos reinventarnos cada día durante 80 años! No lo hacemos. ¡Atrevámonos, pues es posible!

Excitante: reinventarte cada día


Abrámonos a la realidad..., que incluye el misterio. Darle la espalda a lo inconsciente y a lo misterioso nos priva del 80% de la realidad, ¡la convierte en plana y aburrida!

¿Cómo aconseja mirar la realidad?


La ciencia nos habla de lo que sabe, pero no puede hablarnos de lo que no sabe. No prescindas de todo eso. ¡Permítete inventar preguntas y soñar respuestas! Es esa capacidad de inventar y soñar (y no sólo la de analizar) la que nos hace plenamente humanos.

Gracias, maestra.


¡Los maestros son los niños! Ellos nacen libres, con esa inocencia radical abierta al misterio, a la confianza en la vida y al amor al mundo. Si la conservásemos..., ¡seríamos siempre creativos y felices!

miércoles, 17 de noviembre de 2010

Actividades de diciembre

TALLER DE INICIACION - LOS 7 MAPAS DE LA CONCIENCIA




Se trata de un taller introductorio para comenzar a trabajar con una herramienta con miles de años de evolución y perfeccionamiento, Los Chakras. Ahora los ponemos en tus manos para que aprendas a transformar tu energía vital, maximizando tu ser en todos los planos posibles, y para lograr sostener un flujo de energía permanente hacia tu vida y la de quienes te rodean.

La palabra Chakra proviene del sánscrito y significa "rueda que gira". Estos vórtices giratorios de energía forman parte de un amplio sistema de energía sutil, que constituye la base de un antiguo enfoque indio para la curación de nuestro ser en todos sus aspectos (físico, emocional, mental y energético). Aunque se conocen miles de puntos energéticos por todo nuestro cuerpo (chakras inferiores), nos centraremos en el estudio de los 7 Chakras principales. Este taller te permitirá descubrir que son, donde están y como, trabajando con ellos, podemos mejorar nuestra vida.

Este viaje nos ayudara a experimentar los efectos positivos de la energía de cada Chakra en nuestro cuerpo. Aprenderás mas sobre los tipos de energía dentro de ti, donde se concentran y como se relacionan con tus sentimientos o estados de animo, lo que te permitirá modificar en gran medida la forma en que enfocas las demandas diarias de la vida.

Una vez que aprendas a localizar tus Chakras, entender un poco sobre su relación con tu cuerpo físico y experimentar sus beneficios para tu cuerpo energético, empezaras a comprenderte mejor, creando un estado de consciencia superior que te permitirá observar lo que te sucede en la vida sin quedar inmediatamente empapado y absorbido emocionalmente por tus experiencias.

Es importante que los asistentes al taller traigan ropa cómoda (podeis cambiaros en el centro) ya que el desarrollo del mismo será casi todo práctico, aunque partiendo de una base teórica. También os aconsejo que traigas unas zapatillas o calcetines gruesos, libreta y boli por si necesitais tomar algun apunte (aunque se os dará un manual) y una esterilla.

 ¿Cuando? Sábado 18 y Domingo 19 de Diciembre de 2010

¿En que horario?   Sábado de 10:00 a 15:00
                             Domingo de 10:30 a 14:00 y de 16:30 a 20:00

¿Donde? Asociación de vecinos de San Lorenzo (en la Carballeira de San Lorenzo, detrás de las piscinas del campus sur).

¡PLAZAS LIMITADAS! Mas información y reserva llamando al 659348971 o a través del e-mail: Teholisticas@yahoo.es

Comenzamos las actividades...

CHARLA GRATUITA EN LA ASOCIACIÓN VECINAL DE SAN LORENZO
(SANTIAGO DE COMPOSTELA)

"UNA VISIÓN HOLÍSTICA DE LA SALUD Y DE LA ENFERMEDAD"



El próximo miércoles día 1 de Diciembre a las 20:30, celebraremos en el local de la Asociación de vecinos de San Lorenzo (sito en la C/ Carballeira de San Lorenzo S/N, detrás de las piscinas del campus sur) una charla sobre las terapias holísticas y su importante papel en la recuperación de la salud integral. Hablaremos sobre la enfermedad y sobre las causas que nos han llevado a caer en este estado, así como de nuestra capacidad innata para recuperar el estado de salud. Trataremos de empezar a tomar conciencia de nosotros y de nuestra salud para poco a poco comenzar a mejorar todos los aspectos de nuestro Ser (físico, mental, emocional, energético).
Esta charla es introductoria a un taller que realizaremos a posteriori, en el que vamos a aprender a trabajar con nuestro sistema energético para lograr maximizar todos los aspectos de nuestro Ser y sostener un flujo de energía permanente hacia nuestra vida y la de quienes nos rodean.
Está dirigida a personas con cualquier tipo de enfermedad (crónica, grave, etc.), personas que crean estar sanas, personas interesadas en su desarrollo espiritual o en su crecimiento personal y para todo el público en general. TE ESPERAMOS!

¿Cuando? Miércoles 1 de Diciembre a las 20:30

¿Donde? Asociacion de vecinos de San Lorenzo (sita en la Carballeira de San Lorenzo, detras de las piscinas del campus sur) Santiago de Compostela.

¿Por que? Porque es importante tomar conciencia de que "todo es parte de todo" y que nuestra verdadera salud depende de nosotros mismos.

Recuerda... TU ERES LA UNICA PERSONA QUE PUEDE SANARTE!!!

miércoles, 10 de noviembre de 2010

Ritmos internos del ser humano



"Todo fluye y refluye; todo tiene sus periodos de avance y retroceso; todo asciende y desciende; todo se mueve, como un péndulo; la medida del movimiento hacia la derecha, es la misma que la de su movimiento hacia la izquierda; el ritmo es la compensación". El Kybalion.


Las observaciones sobre la periodicidad de ciertas conductas es algo observado desde la antigüedad. Ya Hipócrates, en el siglo V antes de Cristo, prestaba una gran atención al carácter rítmico con que se presentaban ciertos trastornos, recomendando hábitos corporales regulares. También en la actualidad se ha comprobado el efecto nocivo de los horarios y de una forma de vida irregular sobre la salud.

En cuanto a los ritmos biológicos, estos se clasifican en función de su periodicidad. Aquellos que se repiten con una periodicidad inferior a las veinticuatro horas se denominan ultradianos (por ejemplo, el ritmo del latido del corazón, los ritmos de actividad cerebral, el ritmo de la respiración, etc.) Se denominan circadianos los ritmos con periodicidad de unas veinticuatro horas de duración, como es por ejemplo el ciclo sueño-vigilia. Si su periodicidad es superior a un día de duración, se trata de los ritmos infradianos, como es el caso del ciclo menstrual de la mujer.

¿Será cierto que existen tres ciclos invariables que gobiernan la vida física, emocional e intelectual de cada persona? ¿Podríamos acaso mejorar el rumbo de nuestra existencia si los tomáramos en cuenta?

Siempre hay una acción y una reacción, una elevación y una caída, se manifiesta en el hombre, los animales, vegetales, minerales, en la energía, en las fuerzas, en la mente y en la materia, en todos los fenómenos del Universo.

La noche sigue al día y el día a la noche, las estaciones van del verano al invierno y de este a aquél, átomos y moléculas oscilan. No hay reposo absoluto o cesación de movimiento. Todo movimiento participa del ritmo y esto se aplica a cualquier cuestión o fenómeno de la vida, esto se aplica a los ritmos internos del ser humano, es la oscilación rítmica que obra en el seno de los procesos mentales, emocionales y físicos.

En el momento del nacimiento, un bebé sufre un cambio súbito y drástico tanto en su ambiente como en sus procesos internos. En cuanto es cortado el cordón umbilical, comienza a existir como individuo independiente. En ese momento, los tres relojes internos se encuentran en cero y comienzan su cuenta. Los biorritmos o ritmos biológicos son ritmos naturales que se repiten en intervalos regulares de tiempo (23, 28 ó 33 días). Cada uno de estos ciclos a su vez se divide en dos, medio ciclo de actividad positiva y medio ciclo de actividad negativa. Además el primer día y el día central de cada ciclo son conocidos como los días críticos o momentos más inestables donde las capacidades varían ampliamente desde muy bajas a muy altas.


El ciclo físico o “masculino” tiene una duración de 23 días con dos mitades de once días y medio cada una. Durante la primera mitad del ciclo alcanzamos las mejores condiciones físicas (coordinación, fortaleza, resistencia física), encontrándonos en nuestra mejor forma durante el quinto o sexto día. Durante el segundo medio ciclo, descendemos para recargar nuestras pilas y recuperarnos de los esfuerzos realizados durante la primera mitad.

El ciclo emocional o “femenino” tiene una duración de 28 días e influye en los estados emocionales (amor-odio, optimismo-pesimismo, pasión-frialdad, depresión-entusiasmo, etc.). Durante la primera mitad del ciclo disfrutaremos de días de optimismo, creatividad y bienestar seguido por el descenso y recarga de la segunda mitad del ciclo. Durante este periodo es probable que tengamos ideas negativas, que nos irritemos con facilidad y que experimentemos “días malos”. Durante los días centrales de este ciclo aumenta la posibilidad de sufrir accidentes.

El ciclo intelectual tiene una duración de 33 días e influye en el rendimiento intelectual (memoria, atención, capacidad de razonamiento, etc.). En los primeros dieciséis días y medio nos ofrece pensamiento lucido,  buena memoria y mente alerta; le sigue el periodo de menor actividad intelectual y menor eficacia. Se aconseja no tomar decisiones importantes durante estos días.

El conocimiento de los biorritmos nos ofrece la posibilidad de mejorar nuestra vida cotidiana, al tomar en cuenta los altibajos de nuestro estado físico, emocional e intelectual.

Hay muchos trastornos que tienen una presentación o agravamiento periódicos. Por ejemplo, la alopecia (pérdida del cabello) se presenta o agrava durante la primavera, al igual que la úlcera gastroduodenal. En la depresión suelen confluir dos tipos de ritmos biológicos: uno circadiano, por el cual las personas que padecen una depresión se encuentran más abatidas por la mañana que durante la noche, como si fuesen mejorando de estado de ánimo según avanza el día; y otro de tipo estacional que hace que en muchas ocasiones la enfermedad aparezca o se agrave durante determinadas estaciones del año, sobre todo durante la primavera y en menor medida durante el otoño. El mayor número de suicidios registrados durante el período primaveral se relaciona con la mayor incidencia de la depresión durante esta época.

Otro proceso que acompaña a los cambios estacionales naturales es el síndrome afectivo estacional humano (SAD) que es una especie de hibernación humana caracterizada por cambios de humor, cambios de duración del sueño, aumento de ingesta y peso, etc.

Intentemos pues, adaptarnos todo lo que nos sea posible a nuestros ritmos internos para obtener, de esta forma, una mejora en nuestra existencia.

viernes, 5 de noviembre de 2010

Las leyes herméticas o naturales


Las leyes herméticas o naturales son patrones fundamentales en la naturaleza y en la vida. Describen como son las cosas en la realidad, en oposición a como uno piensa que son o como desearía que fuesen. Se aplican a todas las personas, ya sea de forma consciente o inconsciente. Son perfectas (nunca fallan) y de escaso conocimiento para la mayoría de las personas. Obedeciéndolas podemos ganar control sobre nuestras vidas, mejorar las relaciones, elevar la productividad personal y experimentar paz interior.
1.        Ley de correspondencia; “como es arriba así es abajo y como es abajo así es arriba”. El ser humano puede ejercer una fuerza interna evolutiva que guíe y canalice de forma adecuada las energías cósmicas que se mueven en su entorno y en su interior. Por otro lado hay una correspondencia entre lo que cada persona percibe como realidad y su estado de conciencia interior, es decir, las imágenes que retienes en tu mente, se materializan como resultados en tu vida. La energía se mueve hacia una forma física. Esta Ley funciona de una forma tan exacta que nada se nos da ni se nos quita a no ser que nos corresponde por derecho de conciencia. Si nosotros pensamos mal de alguien, estamos sembrando en la mente de ese alguien y en las mentes de muchos, idénticos pensamientos malévolos con respecto a nosotros. Por eso suele decirse que la simpatía o antipatía que se genera entre las personas es mutua. Igualmente sucede con la desconfianza, el miedo, etc., y es que la palabra correspondencia significa exactamente eso: co-responder, es decir, tú mandas y te responden. Si mandas negativo, negativo te responden; si mandas positivo, en positivo recibes. Si eres inteligente, ya sabes qué te conviene; piensa bien de todo el mundo, habla bien de todo el mundo, actúa bien con todos y recibirás lo mismo a cambio.
2.       Ley de vibración; “todo vibra, todo esta en movimiento y nada se encuentra en reposo”. Es una de las más bellas e interesantes leyes que rigen nuestro universo. El cerebro genera diferentes tipos de ondas vibratorias dependiendo de la infinidad de posibles estados emocionales y mentales en cada momento (alegría, tristeza, agresividad, esperanza, etc.). Cada persona se siente atraída hacia hechos y circunstancias ambientales que están en sintonía con su frecuencia vibratoria, así pues, el agresivo atraerá peleas y enfrentamientos, el triste provocara acontecimientos que le inducirán a este estado, etc. Así pues, el que tenga pensamientos positivos, vibrará alto con colores claros, brillantes y luminosos; y el que tenga pensamientos negativos vibrará lentamente y con colores opacos, y eso será lo que cada cual atraiga hacia sí.
3.       Ley del universo mental (relatividad); “todo es mente”. Podemos afirmar que a través del color del cristal de la mente de cada cual, así se verá al mundo (para el ladrón, todo son oportunidades para robar; para el político, todo es política; para el economista, todo son intercambios comerciales; etc.) Resumiendo nada es bueno o malo, grande o pequeño, etc. hasta que lo relacionas con algo. Es preciso modular nuestra frecuencia vibratoria mental para poder “saltar” a “mundos mentales” más equilibrados y colocarnos en sintonía con la corriente evolutiva y ascendente. Alergias nerviosas, alta tensión, afecciones cardiacas o hepáticas, insomnio, cáncer, infinidad de malestares, son producidos por pensamientos negativos, temor, ambición, envidia, resentimiento, complejos, tristeza, fracaso. Esa es la cosecha de una mente no positiva. Por el contrario, una mente positiva estimula al individuo abriéndole las puertas del éxito. Quien tiene confianza en sí mismo, llega donde se propone, si busca el camino inteligentemente actuando con fe, entusiasmo y bondad.
4.       Ley de polaridad; “todo en la naturaleza se manifiesta dualmente: lleno-vacío, alto-bajo, masculino-femenino, etc.”.  Ésta ley nos hace comprender que estos polos son parte de una misma cosa, separada sólo por una cuestión de grados. Se relaciona directamente con la ley de relatividad, ya que, todo es relativo dependiendo del punto de referencia que se tome. En el momento en que se fija un punto de observación, lo observado deja de ser relativo, respecto al punto de vista que se ha utilizado. La mente humana tiene una vertiente objetiva (recepción de estímulos externos y racionalidad) y otra subjetiva, que es la interpretación que cada uno hace de la realidad que ve. Los dos polos se necesitan el uno al otro para existir, si uno deja de existir el otro también lo hace (no es posible la inhalación sin la posterior exhalación). Esta ley puede manifestarse como oposición o como complementariedad, generando los dos sexos: masculino y femenino. La práctica de esta ley nos da la facilidad de comprender mejor nuestros estados mentales, así como los de los demás.
5.       Ley de ritmo; “el movimiento (vibración) se produce (generación) de forma armónica (ritmo) entre dos opuestos (polaridad) que tienen algo en común en su naturaleza (correspondencia entre arriba y abajo)”. Todo en el universo es cíclico, la noche sigue al día, los buenos momentos a los malos, etc. Este concepto podemos relacionarlo con los ritmos biológicos o ciclos naturales. Conocer los ritmos no debe verse como una perdida de libertad sino como no encontrarnos subyugados al poder de tales manifestaciones (observar el movimiento que las olas tienen en un mar abierto nos permite saber si podemos bañarnos). Las personas que logran destreza en manejar esta ley, no se dejan manipular por las alzas o las bajas en sus sentimientos o cualquier aspecto de su vida. Por lo tanto, en los ciclos bajos decreta serenidad y tranquilidad y dejar que la situación nos lleve por si sola a su opuesto.
6.       Ley de causa – efecto; “cualquier acción generada por el hombre en cualquiera de sus planos, repercute o pone en movimiento a todos los demás. Nada ocurre casualmente y todo sucede conforme a la ley”. Esta ley es a la que debemos estar más atentos en la práctica, ya que se manifiesta en el plano físico como acción y reacción. Cuando la voluntad del hombre y la mujer se desarrolla, ellos son capaces de generar causas evolutivas que modifican la dirección de su destino. Así, cualquier cosa que envíes al Universo, te será devuelta. Cuando algo negativo está ocurriendo en nuestras vidas, debemos estudiar la causa que está produciendo dicho efecto, encontrada la raíz del mal, se extirpa y el mal desaparece. Este ejemplo sirve tanto para lo físico, emocional, mental, como para lo social y lo material. Si tus negocios no van bien, si tu provisión no es suficiente, si nadie te quiere, si te sientes infeliz, si tu hogar es un desastre, estudia la causa, arréglala y el efecto desaparecerá. Ten presente todos los días de tu vida la siguiente afirmación: Siembra causas positivas y cosecharás efectos positivos. Cuando los seres humanos nos demos cuenta de que somos nosotros mismos los que causamos los males que nos aquejan, las limitaciones de nuestros mundos tras conocer esta verdad, arden en ganas de arreglar las cosas y este anhelo sincero recibe siempre toda clase de ayuda de las esferas superiores.
7.       Ley de generación, “Nada se crea, nada se destruye, todo se transforma. Esta ley encierra la verdad de que la Generación se manifiesta en todo, entrando siempre en acción los Principios Masculino y Femenino de la Creación. Cada ser humano tiene en si mismo los dos elementos de esta ley. Cada principio tiene su rol que cumplir y su quehacer es complementario al otro, ninguno de los dos tiene existencia propia, siempre debe estar presente el otro, de lo contrario, jamás se producirá creación. El rol del principio masculino es atraer, estimular, sembrar, dirigir. El rol del principio femenino es germinar, reproducir y dar forma. Ambos son incluyentes. Es la ley de creación, creatividad, etc. El ser humano utiliza todo lo que se encuentra a su alrededor y en su interior para dar nuevas formas y perspectivas a la materia, energía, mente y consciencia. Los actos generadores se producen a través de las dualidades o polaridades: hombre-mujer, activo-pasivo, experiencia-razón, etc. Al igual que una semilla después de un tiempo de gestación tiene un resultado, todos nuestros pensamientos, ideas, etc. también se transforman en un resultado físico.

Estas son, pues, las siete leyes herméticas, llamadas así porque fue Hermes Trimegisto, el Tres Veces Grande, el primero en reconocerlas y enseñarlas a la humanidad. Ahora que tú también las conoces, ¡practícalas y cambia tu vida!

martes, 2 de noviembre de 2010

¿Qué son las terapias holísticas?

Cuando nos paramos a analizar nuestra salud, casi siempre desligamos lo que sucede en nuestro cuerpo de la mente y las emociones. Por ejemplo, si nos levantamos con dolor de espalda, decimos que ha sido de dormir en una mala postura o si nos duele el estomago, decimos que algo nos ha sentado mal, etc. Esto se debe a que esta es la forma en que la medicina convencional trata al ser humano.

¿Qué son terapias holísticas?

Las terapias holísticas o alternativas son aquellas que tratan al individuo como un microcosmos, es decir, como la propia palabra “holos” indica, al individuo en su totalidad. Esto es, tratando al mismo tiempo los cuatro cuerpos inferiores del ser; físico, mental, emocional y espiritual. Este tipo de terapias son una combinación de técnicas y métodos que trabajan en buscar, consciente o inconscientemente, la CAUSA de la enfermedad o desequilibrio en el organismo. Basándonos en las enseñanzas de Hipócrates (medico de la antigua Grecia): No hay enfermedades, solo hay enfermos; es importante tener el valor de hacer frente al origen del problema y no solo al síntoma. A lo largo de la experiencia, podemos comprobar que aun cuando varios individuos presenten el mismo síntoma, cada uno tiene una CAUSA diferente originada desde una distorsión a uno o varios niveles del ser. Por tanto, cada individuo debe ser tratado como un ser integral.

Convendría aclarar en este momento que el ser humano consta de cuatro cuerpos inferiores que lo integran:

-                          Cuerpo físico: abarca todos los órganos y sistemas encargados de mantener la salud. Depende de una correcta nutrición, equilibrio, buenos hábitos, …
-                          Cuerpo emocional: es el cuerpo donde nacen y viven sentimientos, emociones y deseos. Es el cuerpo mas activo en las personas y el que condiciona la mayor parte de los actos. Engloba miedos, apegos, rigidez, orgullo, inferioridad, etc.
-                          Cuerpo mental: engloba el apasionante y desconocido mundo de la mente humana, dando a conocer la naturaleza, origen y fin de los pensamientos. Maneja todos los procesos cerebrales desde la atención, memoria, traumas, etc. hasta el estrés.
-                          Cuerpo espiritual: llegados a este cuerpo nos introducimos en mundos más sutiles, donde nacen las energías que mueven nuestras vidas. El manejo de estas energías nos abre una puerta donde experimentar nuevas formas. Abarca rectitud, honestidad, conciencia, fe, etc.

Generalmente dedicamos toda nuestra atención al cuerpo físico, suministrándole gran cantidad de pastillas (muchas veces automedicadas) con el fin de aliviar o eliminar el síntoma. Muchas veces, el síntoma mejora temporalmente pero llega el momento en que éste reaparece o el cuerpo reinventa otra dolencia similar, y es entonces cuando nos damos cuenta de que no es solamente un problema físico, sino que puede tener su causa en alguno de los otros cuerpos del ser. Hipócrates enseñaba “Mente sana en cuerpo sano” y es una frase muy descriptiva que define claramente de donde provienen las dolencias. Nadie puede esconderse de su verdad interna, sin embargo la actitud que adoptamos normalmente es la de esconder esa verdad y culpar a alguien o algo.

La mayoría de las personas esperan del terapeuta que haga su trabajo por ellos sin que tengan que mover ni un solo dedo (lo cual resulta muy cómodo) y poder culpar a alguien cuando el tratamiento no resulte como esperaban. Sin embargo, es la propia persona la que crea el problema, y será la propia persona la que vaya sanándose a medida que trabaje en los asuntos que tiene que enfrentar y realmente comience a asumir la responsabilidad de todo lo que generan sus actos, pensamientos, decretos y emociones.